El Asperger y la ansiedad

Recuerdo tener ansiedad desde que era niño y estaba en el colegio. Salir al patio y ver de repente tanta luz, tanto ruido, tanto movimiento, me producía una sensación muy desagradable y ganas de esconderme en una esquina… Ansiedad. El recreo era un acontecimiento violento para mi. Intenté jugar al fútbol, al baloncesto, a las canicas pero todo se me daba fatal jajaja.

Mi vida y mis recreos cambiaron cuando los 4 o 5 chicos a los que el deporte se nos daba mal, nos empezamos a reunir en una zona aislada del patio, lejos del ruido y los estímulos visuales. Allí intercambiábamos cromos de Dragones y Mazmorras, jugábamos con nuestros muñecos Gi Joe y manteníamos intensos debates sobre Star Wars… Sí, una pandilla de Frikis.

Pero esa es la pequeña parte amable de mi paso por el colegio. Todo lo demás me asustaba, las clases me asustaban, los profesores me asustaban, el patio me asustaba y ese miedo se traducía en ansiedad. Pese a tener un alto coeficiente intelectual, los estudios siempre se me dieron muy mal. Soy incapaz de leer. Ya me ocurría de pequeño y me sigue ocurriendo ahora. Leer me produce desasosiego, impaciencia, me incomoda. Empiezo un párrafo y ya quiero terminar y saberlo todo. Es y fue un handicap en mi vida hasta que empecé a estudiar de forma visual y práctica. Yo puedo ver a alguien realizar un trabajo, una tarea, manejar un software informático y memorizo todo como una película, cada paso y al día siguiente puedo sustituirlo y hacer su trabajo… Pero no puedo «disfrutar» de la lectura de una novela.

Así, todos mis estudios han sido sobre producción y realización de cine y televisión, edición y montaje de video, efectos especiales digitales, diseño 3D, infoarquietctura… Todo lo que podía aprender viendo y practicando.

La ansiedad ha estado presente en todos los aspectos de mi vida. Conocer a alguien nuevo, hacer un viaje, conducir, ir a una cita de cualquier tipo, ir a cualquier evento, fiesta, reunión familiar, ir al cine, elegir un plan, tomar una decisión, hablar con alguien a solas,… Todo me genera esa sensación de sudoración y palpitaciones. Pero aprendes a vivir con ello, a controlarlo en cierta medida y sobre todo a disimular e intentar que no se note. No queda otro remedio.

Realmente yo creo que hay muchas cosas de las citadas más arriba que le producen ansiedad a cualquier persona ya sea Asperger o no. Yo creo que simplemente nosotros lo vivimos con unos niveles mucho más altos. Nada más.

En cuanto a las relaciones sociales todo va genial mientras me permitan estar callado y observar o intervenir si yo quiero. Lo peor para mí son los enfrentamientos o las discusiones. Nunca he tenido mesura. Para mí sólo hay dos opciones. Me quedo callado, en blanco, como una marioneta o reacciono de forma descontrolada y desmedida. No hay término medio. No encuentro equilibrio.

En cualquier caso la ansiedad viene generada siempre por el miedo y por esa sensación de que vas a ser juzgado por las demás personas o no vas a saber cómo actuar o cómo reaccionar en determinadas situaciones sociales y eso es algo que con la terapia adecuada y paciencia se puede aprender a manejar o al menos no permitir que te supere y te domine.

Comentarios

Soy Asperger Autor

Comentarios

    Priscila López muñoz

    (septiembre 20, 2017 - 5:22 pm)

    Soy Asperger y la lectura aunque me pone ansiosa me ayuda a canalizar otras cosas …Saludos

Los comentarios están cerrados.